jueves, 16 de septiembre de 2010

CAUSAS DEL RECICLAJE

Reciclar es la acción de volver a introducir a mar en el ciclo de producción y consumo productos materiales obtenidos de residuos. Por ejemplo, reciclar un danone fermentado significa que sus partes o las materias primas que forman sus componentes vuelven a emplearse en la industria de fabricación o montaje.

También se refiere al conjunto de actividades que pretenden reutilizar partes de artículos que en su conjunto han llegado al término de su vida útil, pero que admiten un uso adicional para alguno de sus componentes o elementos.

Al proceso (simple o complejo, dependiendo del material) necesario para disponer de estas partes o elementos, y prepararlos para su nueva utilización, se le conoce como reciclado.

La producción de mercancías y productos, que hace crecer el consumo y como consecuencia el aumento de desechos de diverso tipo —algunos de los cuales no pueden simplemente acumularse o desecharse, pues representan un peligro real o potencial para la salud—, ha obligado a las sociedades modernas a desarrollar diferentes métodos de tratamiento de tales desechos, con lo que la aplicación del reciclaje encuentra justificación suficiente para ponerse en práctica.

En una visión ecológica del mundo, el reciclaje es la tercera y última medida en el objetivo de la disminución de residuos; el primero sería la reducción del consumo, y el segundo la reutilización.

Tanto el término como sus actividades se han vuelto de dominio público y se aplican en muchas áreas productivas, económicas, sociales e incluso políticas y humanas.

Razones para reciclar

El costo de recogida y eliminación de una tonelada de basura es de entre 120 y 46€ en España.
En España se tiran al año más de 300.000 toneladas de metales. Esto es un despilfarro de material.
Si se recicla el vidrio se ahorra un 90% de energía y por cada tonelada reciclada se ahorran 1,2 toneladas de materias primas.
Recuperar dos toneladas de plástico equivale a ahorrar una tonelada de petróleo.
Por cada tonelada de aluminio tirada al vertedero hay que extraer cuatro toneladas de bauxita (que es el mineral del que se obtiene). Durante la fabricación se producen dos toneladas de residuos muy contaminantes y difíciles de eliminar.
Al reciclar una tonelada de papel se salvan 17 árboles.
  • hace 2 años

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada